La responsabilidad social corporativa (RSC), también llamada responsabilidad social empresarial (RSE), se define como la contribución activa y voluntaria al mejoramiento social, económico y ambiental por parte de las empresas, generalmente con el objetivo de mejorar su situación competitiva, y su valor añadido.

De acuerdo con el libro verde de la Unión Europea (2001), para ser social y medioambientalmente responsable, la empresa no debe limitarse a cumplir plenamente sus obligaciones jurídicas, sino ir más allá. Pese a regulaciones recientes que obligan a las empresas a cumplir con la normativa medioambiental, la Responsabilidad Social Corporativa se trata más bien de una filosofía de empresa.

La tendencia general respecto al medioambiente es a percibir la necesidad de cuidarlo y favorecerlo, pero es recomendable establecer los procesos necesarios para un fiel cumplimiento de estos propósitos.

Core Global - Resonsabilidad Social Corporativa

Reciclaje y gestión de residuos

El reciclaje y la gestión de los residuos no es algo que solamente corresponda a las empresas que manipulan materias de tipo peligroso o delicado. Toda actividad empresarial genera unos residuos que deben ser tratados conforme a la normativa vigente mediante procesos diseñados con la vista puesta en la sostenibilidad presente y futura del sistema, y que además deben ser certificados por entidades oficiales.

Nuestro estilo de vida actual es muy ineficiente en el tratamiento de los residuos. Pese a que hay mucha conciencia sobre el asunto, a día de hoy apenas se recicla un 23% de todo lo se saca de las casas y las empresas. Por ello es importante redefinir lo que conocemos como basura o residuo, ya que si fuéramos conscientes de que casi todo tiene una reutilización separaríamos mejor los restos de cosas que son inútiles para nosotros.

Reducir la huella de sus operaciones y dinamizar su Responsabilidad Social Corporativa, encargando el proceso de reciclaje y la gestión de los residuos a empresas especializadas, favorecerá no solamente una mejora de la sostenibilidad, sino que aumentará notablemente el grado de competitividad de la empresa.